Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. ACEPTAR | Más información
Los alérgicos siguen jugando a la ruleta rusa en los centros escolares y en su vida diaria

Los alérgicos siguen jugando a la ruleta rusa en los centros escolares y en su vida diaria

03-06-2019

Xabier Munioitz

Las incansables noticias en prensa sobre muertes por reacciones alérgicas, hacen que se deban replantear iniciativas más estrictas para proteger a los alumnos y alumnas con alergias en los centros escolares. Se estima que en el año 2050, la mitad de la población tendrá al menos una alergia. La realidad es que hoy los niños y niñas con alergias no están protegidos, se sienten excluidos, discriminados y corren riesgos constantemente por culpa de la desinformación.

Las alergias alimentarias y las intolerancias alimentarias pueden cursar con síntomas similares, pero se trata de dos afecciones que difieren considerablemente entre sí. Las intolerancias alimentarias, como la intolerancia a la lactosa y la enfermedad celíaca, pueden hacer que una persona se encuentre mal, pero las alergias alimentarias, no solo pueden hacer que alguien se encuentre mal sino que pueden ocasionar reacciones de riesgo fatal.

¿Cómo evitar más muertes por alergias? ¿Qué necesitamos?

Todas las ​muertes que se están produciendo serían evitables con concienciación y sensibilización al respecto de todos estos casos​. ​Simplemente sabiendo que la alergia es mortal y la intolerancia y la celiaquía no, ya ​estaríamos dando un gran paso, junto a saber utilizar el autoinyector de adrenalina. Cada vez que un pequeño pierde la vida por un shock anafiláctico (reacción alérgica más grave), algo en nuestro interior se va con él, y no podemos seguir permitiendo que siga ocurriendo, porque la alergia puede suceder a cualquier persona.

N​ecesitamos el apoyo de las instituciones; sin una ​ley estatal que obligue a estos protocolos de prevención y actuación estamos a merced de las malas praxis en los centros educativos en el manejo de alergias de nuestros hijos, donde aparte de poner en riesgo su salud y su vida, son discriminados en actividades que deberían ser inclusivas​.

Necesitamos hacer entender a la sociedad y a los centros educativos la importancia del manejo de las alergias con protocolos de prevención y actuación, con leyes claras que así lo establezcan, porque al no existir esa ley que los obligue, se amparan en ello para no tomar las medidas necesarias. En los colegios, además, se debe fomentar la no discriminación, valores importantes para la sociedad del futuro​. No se puede fomentar esos valores si desde pequeñitos aprenden a que no puede realizar actividades por su condición de alérgico y a sus compañeros no se les fomenta esa empatía y valores de inclusión. Siempre se pueden realizar actividades alternativas inclusivas.

Además, en los centros educativos ​se deberían reforzar los valores para la sociedad del futuro, no solo a los alumnos, sino a los propios padres no afectados que están a favor de seguir haciendo actividades en torno a la comida sin adaptarlas ni tenerlas en cuenta para el riesgo del alumno alérgico, exponiéndole a reacciones y a la muerte.

La ​falta de empatía provoca tristeza, no solo en el alumno afectado, sino en sus compañeros y familiares. ​Se crea un ambiente de desprotección y vulnerabilidad, donde el alumno alérgico corre el riesgo de ser excluido e incomprendido. Muchas madres y padres, por protegerlo, deja de mandarlo, obligados por la situación a actividades que se celebran en torno a la comida (cumpleaños, fiestas, excursiones, comedor…) haciendo que se aparte mucho más de su grupo social, lo que hace que se sienta solo y asocie su alergia con exclusión. Esos niños crecen con inseguridad y miedo solo por la desprotección que genera su propia entorno no empático.

¿Cómo proteger a los niños/as con alergias en los centros escolares?

Teniendo en cuenta todo esto, debemos saber que en los centros escolares, encontramos a grupos de ​alumnos con diferentes características personales que se hace ​necesario atender​, no sólo teniendo en cuenta aspectos académicos o educativos, sino también a las condiciones de salud de los mismos. Entre estas condiciones personales se encuentra la multi-alergia, la atopía y el asma, ​que requiere, por parte de los profesionales de los centros, la adopción de medidas dirigidas a la escolarización segura de este alumnado. La atención del niño con multi-alergia en el centro debe atender a dos premisas igualmente importantes: su seguridad física y su bienestar emocional.

Esto implica que el centro educativo debe poner en marcha una serie de actuaciones dirigidas a la ​creación de entornos seguros que garanticen la inclusión del niño en todas las actividades ​contribuyendo así, su adecuado desarrollo global atendiendo, de forma especial, a su ​desarrollo emocional.

Llegados a este punto, y teniendo en cuenta que en España no existe obligatoriedad de cumplir con protocolos en los centros escolares para alumnos con alergias, se desarrollaron los Protocolos ATX para centros educativos. Estos protocolos, pensados para implementarlos en los centros educativos con formaciones para el profesorado y el personal de comedor​, han sido puestos sobre la mesa para proteger a nuestros pequeños. Y este deseo de proteger no solo se queda en los centros escolares, sino que se han llevado mucho más allá, implicando a las empresas de restauración colectiva. Entre otras empresas y entidades, se han certificado con el sello Allergy Protection los servicios de Ausolan y Serunion, por ejemplo​.

Este sello de garantía y calidad está impulsado y avalado por la Asociación ATX Elkartea y certificado por Laztan. Muchas veces es un riesgo comer en el colegio o ir al restaurante porque por mucho que exista una normativa, no todo el mundo es capaz de ofrecer garantías e información concreta y rigurosa sobre todos los alérgenos que puede contener un plato, incluyendo trazas alimentarias. Mediante este certificado ​se pretende avalar, con formación y rigurosas auditorías, a empresas cuya oferta se adecúe a las necesidades de las personas multi-alérgicas para que éstas puedan disfrutar de los menús con total seguridad.

Queremos una sociedad en la que, si alguien cae, le ayudemos a levantarse. Todos deben saber que actualmente ​no hay cura para las alergias, ​y ​solo sabiendo utilizar un autoinyector de adrenalina se salvan vidas. El año pasado ATX, gracias al convenio de colaboración con Laztan, formó a más de 20.000 personas, demostrado que estas formaciones interactivas son muy efectivas. Estamos convencidos de que la unión hace la fuerza y lanzamos el guante a quien quiera recogerla. No queremos seguir jugando a la ruleta rusa.


Xabier Munioitz
Xabier Munioitz es fundador y CEO de la consultora Laztan, especialistas en alergias, seguridad alimentaria y celiaquía; co-fundador y presidente de la asociación ATX Elkartea, y promotor del sello Allergy Protection. Consultor y formador especialista en multi-alergia y miembro de la comisión de Comedores Escolares del Gobierno Vasco. @: x.munioitz@laztan.com.

Noticias relacionadas



Descarga en pdf este artículo Descarga en pdf este artículo


Copyright © Restauración Colectiva 2019 / Versión 2.0 / Todos los derechos reservados
Aviso legal y política de privacidad / Contacta con nosotros / Suscríbase / Desuscribir / - See more at: https://www.restauracioncolectiva.com/